Trekking por la Molata de los Almendros: Sierra del Segura

El trekking por la Molata de los Almendros en la Sierra de Segura, cuenta con una dificultad elevada. Tenlo en cuenta.

Trekking por la Molata de los Almendros: Sierra del Segura 1
  • Distancia recorrida 11 km
  • Tiempo total empleado 5h20’
  • Desnivel acumulado de subida 398 m

La Ruta de trek por la Sierra del Segura

El sendero de la ruta circular arranca ganando altura desde la misma puerta de la Venta Ticiano, pronto llegamos al pié de la inmensa fractura de la Molata de los Almendros.

Llevamos material de escalada como para subir la oeste del Naranjo de Bulnes, pues habíamos leído que teníamos que superar pasos de escalada de IV superior con mala caída y no escatimamos en trastos.

Nos pusimos los arneses y nos introdujimos en la enorme grieta. El paso complicado lo encontramos equipado con un tornillo del que colgaba una cuerda, lo que facilitó la subida que superamos sin complicaciones.

Después nos dio un susto un bloque que se movió al pisarlo y que podía haber caído arrastrando a los que iban detrás, así que extremamos las precauciones.Una vez superados estos obstáculos, nos encontramos como en una nueva dimensión, la luz entra con dificultad al interior de la enorme grieta y parece que estamos en un mundo mítico, sobrecogedor, nos tomamos nuestro tiempo para disfrutar del momento.

Poblado íbero en la Sierra del SeguraEn la parte alta de la Molata hay un asentamiento y necrópolis íberos, cuando llegamos a la altiplanicie encontramos unas agrupaciones de piedras que nos parecieron tumbas.

Entre sabinas y sin perder altura, llegamos a la carretera Góntar Juntia por la que caminamos hasta llegar a la Cortijada del Álamo, completamente en ruinas pero de una belleza singular, desde allí continuamos a los cortijos Rivelte, también en ruinas aunque unas placas solares y un montón de cajas de cerveza vacías sugieren actividad humana reciente.

Aprovechamos la suave brisa para refrescarnos y descansar a la sombra de unas carrascas en unos antiguos bancos de obra. Poco después encontramos unas marcas de PR nuevas y llegamos al borde de la meseta que desciende verticalmente al río Zumeta por una senda de trazado realmente inverosímil, que me hace pensar en el enorme trabajo que debió costar hacerla con los medios de la época.

Con unas vistas espectaculares de paredes y pinares, al otro lado del barranco pudimos ver la pintoresca aldea de Miller. El encuentro con la carretera y poco después con la Venta Ticiano, muy concurrida a medio día, nos devolvió a la civilización y a la realidad que habíamos abandonado por unas horas.

Si vas de  senderismo aquí tienes nuestra propuesta, buen precio , llegada en 24 h y si no te gusta puedes devolverlo sin coste adicional

 

 

Sending
Valoración de lector
0 (0 votos)
Valoración por comentarios 0 (0 reviews)

Deja tu comentario

Sending